Hojas Sueltas·Inhalando Líneas

Leo y me siento libre.

En resolución:

amo en sobremanera la literatura, en especial aquella que no es igual a  lo que todos leen, me pasa que acostada en mi cama, antes de dormir, miro el librero para escoger que libro llevo a la cama sin importarme si ya lo leí o no. Tres o seis hojas de lectura nueva o releída (últimamente  leo libros que ya he leído porque cada vez que voy a comprar uno, ha subido más de mi presupuesto y soy la mujer más infeliz del día) abro un libro, luego otro y siempre elijo el mismo “Bestiario” de Cortázar. Y cuando estoy con insomnio me llevo dos o tres,  entre ellos un libro que les recomendaría “Del Amor, las Mujeres y la Vida” de Benedetti, (para enamorarse de las letras y del amor). Historia de “Cronopios y Fama” de Cortázar (normalmente elijo libros con cuentos o poesías cortas) este libro es un poco abstracto y surrealista, te ayuda a pensar.

 Para acabar el día satisfecha abro una página al azar y me topo con cosas como estas:

“Piensa en esto: cuando te regalan un reloj te regalan un pequeño infierno florido, una cadena de rosas, un calabozo de aire. No te dan solamente el reloj, que los cumplas muy felices y esperamos que te dure porque es de buena marca, suizo con áncora de rubíes; no te regalan solamente ese menudo picapedrero que te atarás a la muñeca y pasearás contigo. Te regalan —no lo saben, lo terrible es que no lo saben—, te regalan un nuevo pedazo frágil y precario de ti mismo, algo que es tuyo pero no es tu cuerpo, que hay que atar a tu cuerpo con su correa como un bracito desesperado colgándose de tu muñeca. Te regalan la necesidad de darle cuerda todos los días, la obligación de darle cuerda para que siga siendo un reloj; te regalan la obsesión de atender a la hora exacta en las vitrinas de las joyerías, en el anuncio por la radio, en el servicio telefónico. Te regalan el miedo de perderlo, de que te lo roben, de que se te caiga al suelo y se rompa. Te regalan su marca, y la seguridad de que es una marca mejor que las otras, te regalan la tendencia a comparar tu reloj con los demás relojes. No te regalan un reloj, tú eres el regalado, a ti te ofrecen para el cumpleaños del reloj”

-Cortázar-

O esta:

 “No pierdan tiempo, quiéranse”

-Benedetti-

Recientemente está en mis manos “El libro del desasosiego”, aunque este libro lo tengo desde hace unos siete meses no me había dado la gana de escogerlo para las relecturas. Parece un diario de Fernando Pessoa  o de algún personaje ficticio narrado por él, lo tomo y con esto aseguro mi sueño, no quiero decir que el libro me da sueño, es todo lo paradójico. Lo que ha escrito Fernando Pessoa a veces me parece que lo he pensado en algún momento del día y no me canso de releerlo.

“Si me preguntan si soy feliz, les responderé que no lo soy”

-Pessoa-

Adiós.

Anuncios

2 comentarios sobre “Leo y me siento libre.

  1. Es duro lo que has escrito que lees. No lo de Cortázar, que lo comparto y también lo leo, tengo ese libro y me encanta, pero no me tomo así el paso del tiempo. A mí esas pequeñas historias me parecen un poco irónicas, parodias con las que nos hace reír a veces, con las que se ríe de sí mismo. Profundas y soñadoras. Adoro a Cortázar. Quiero comprar Bajo el Crepúsculo. Me gusta mucho ese poemario.
    Pienso que del tiempo nosotros somos los dueños. No él de nosotros. Podemos tomarnos todo tan relativamente relajadamente como podamos. Estoy aprendiendo a hacerlo. Y otra cosa: también amo a Pessoa; tengo su Poesía Completa y es fascinante. Sin embargo, yo soy feliz.
    Querida amiga, no sé por qué te identificas con esa frase ni qué razones tienes, pero yo sí pienso que en el fondo tú eres feliz. Lo noto en tus comentarios y senitdo del humor. Tal vez creas que no porque te dan bajones de vez en cuando. Piensa que tenemos mucho en común y cuando se acepta el dolor, como decía Buda, ya no hay sufrimiento. Solo aceptación del dolor.
    Saber eso me ayudó mucho y dejé de ser infeliz.
    Te quiero mucho, nunca lo dudes. Eres mi hermana en la distancia.
    Con todo mi amor, sigo siendo Rory, Carol ahora Penny Lane Lennon.
    Te quiero, repito, amiga, insisto. Abrazos miles.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s